Bajando la basura

Publicado por

No piensen que ser Rey y Santo le libra este buen Fernando de sus quehaceres, no.

Hoy Bea me ha mandado a tirar la basura y por dicha y gracia divina me ha permitido otear con gozo las contiendas victoriosas de las dos escuadras balompédicas del reino.

Ella piensa que me ha obligado, para nada, muy gustoso lo hago porque me place superlativamente.

Chorreras de cuello vuelto, terno de lana Virgen de botonadura gorda, gorro ruso presente de algún zar que, en noches de bohemia por el reino perdió hasta el apellido y Corona enguataita cubriéndome hasta los apéndices auditivos que luego los sabañones hacen aparición estelar y mi epidermis requiere de cuidados intensivos.

¿Sevilla no rima con Siberia? No del todo aunque mejor quédense en casa.

Como ven, el dominical comenzó anoche, en fracción horaria donde el meyba de mil rayas no encajaba en ningún párrafo.

Sevilla se viste de invierno para regocijo de alguna que otra momia aún andante que puede lucir sus bisones con alguna que otra bolita de alcanfor en un bolsillo.

Trataría de hacer alguna rima solitaria; la luna me aguanta la mirada con cara de pena, sufriendo por mí y mi Dulce y desangelada condena en esta Sevilla fría, congelada y desierta…

Abríguense que de cofradías no me apetece hablar esta septenaria e insisto, baja la basura este Rey Santo porque quiere, no porque se lo indique así su Santa esposa.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s