La Esperanza de Triana enriquece y pasa a terciopelo morado el manto bordado del anagrama de María

Publicado por

La Esperanza de Triana ha culminado la restauración y enriquecimiento del manto del anagrama de María, donde se además se ha cambiado el soporte de terciopelo de color verde por otro en morado.

Estas tareas han sido realizadas por el taller de Charo Bernardino bajo diseño de Francisco Javier Sánchez de los Reyes.

Los trabajos de restauración y enriquecimiento

Las piezas de bordado de esta prenda han sido desmontadas del antiguo tejido, quitándole sus perfilados para su limpieza individualizada, consolidación y fijación para recuperar, en la mayor medida de lo posible, su aspecto original. Los hilos empleados para la restauración han sido teñidos según las zonas a tratar, para respetar al máximo las piezas originales sin alterar el color del oro y garantizando, a su vez, su estabilidad y durabilidad.

El enriquecimiento ha consistido en incorporar piezas de bordados que la hermandad conservaba en unos faldones usados en el paso del Cristo de las Tres Caídas, ya en desuso, y de similares características a los que ya había en el manto, provenientes de las citadas bambalinas de 1951 y cuya limpieza y restauración han seguido los mismos criterios que los anteriores.

Se añade a ello otras de nueva factura bordadas por el mencionado taller completando así el manto según el nuevo diseño aprobado. Por último, el contorno está perfilado en su totalidad con un encaje de oro de los llamados de punto de España, culminando así la recuperación y enriquecimiento de la pieza.

El manto de camarín verde de la Esperanza de Triana

Esta pieza fue confeccionada, por un lado, a partir de los bordados diseñados por José Recio del Rivero y ejecutados en 1918 por el taller de Olmo para la cenefa del techo de palio, de donde fueron retirados tras la restauración efectuada sobre este enser en 1970 por parte de Caro, y, por otro, de los correspondientes a los interiores de las bambalinas, labor que se acometió en 1951 en el convento de Santa Isabel siguiendo también un dibujo original del ya referido Recio. Estos bordados los conservaba la hermandad, y en 1983 se le encomendó al taller de los sobrinos de José Caro que compusiera con los mismos la creación de un nuevo manto, siendo José Manuel Elena el encargado del diseño, completándolo con una cartela trasera con el anagrama del Ave María timbrado por una corona real de antigua procedencia.

Este manto se bordó sobre terciopelo verde, y fue estrenado en diciembre de 1983, durante el besamanos de la imagen, con la particularidad que fue una de las últimas piezas del taller de Caro dirigido por la  bordadora Esperanza Elena Caro. La pieza fue costeada por un grupo de hermanos y devotos durante el mandato de la junta de gobierno que entonces presidía como hermano mayor Vicente Acosta.

Tras aquel estreno, la dolorosa portó este manto en los cultos extraordinarios del triduo preparatorio de su coronación canónica pontificia, los cuales tuvieron lugar en la real parroquia de Santa Ana en los últimos días del mes de mayo de 1984.

Fotogalería

Fotografías: Hermandad de la Esperanza de Triana.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s