Rey preocupado

Publicado por

Pergamino original, tintero repleto en el añejo pupitre de Alfonsito en madera de una nobleza máxima.

De esta manera y sin temática en concreción, se dispone este Rey Santo a manuscribir para vos, para usted e incluso para este que aquende hallase.

He de reconocer que, salvo septenaria señalada, acudo a repasar las efemérides en cada dominical para apoyar la palabrería en acontecimientos y eventos escritos en las encuadernaciones históricas que agitan estantes bibliotecarios y en esta ocasión, tras analizar tal, y supervisando el lugar donde postrado hallome manuscribiéndote, recurro a la iniciación en la plaza del Duomo del izado de una Torre que puede ejemplificar, a modo de simbología, lo que puede acontecer con los infantes del reino.

Cimientos adecuados, educación óptima, enseñanza superlativa y reglones muy rectos que el único que escribe derecho en los torcidos es el Altísimo para evitar que haya derrumbes e inclinaciones y desviaciones en la juventud.

Gozamos la novena fecha de esta mensualidad y a la venidera, claustros y pupitres se inundarán de futuro, mascarillas y disoluciones desinfectantes no suficientes para evitar lo que acontece inevitable ante lo vivido.

Este Rey Santo siente pavor y acude al calendario de la vida con el temor a la recaída y a otear una nueva batalla contra este coronado virus, tan extraño y desconocido que, pueda lograr destrozar la salud en diversas dimensiones, de Sevilla.

Sigan cuidándose con el fulgor característico que nos denomina y recen por los descuidados.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s